Recetas

Cómo espesar una salsa

Pin
Send
Share
Send
Send


Las salsas son preparaciones perfectas para condimentar muchísimas recetas, ya sean de carne, pescado, verdura e incluso de repostería. Pero uno de los problemas habituales al que podemos enfrentarnos al elaborarlas es que no queden con el espesor que esperábamos y, por el contrario, nos salgan demasiado líquido. Este pequeño error se puede corregir de forma fácil haciendo uso de algunos ingredientes que nos ayudarán a darle a esa salsa la consistencia adecuada. Si quieres saber cuáles son, presta atención al siguiente artículo de en el que te mostramos cómo espesar una salsa sin mayores complicaciones.

También te puede interesar: Cómo hacer salsa andaluzaPasos a seguir:1

Uno de los ingredientes más comunes y utilizados para espesar una salsa que no ha quedado con la consistencia que nosotros esperábamos es la harina. Este producto básico puede ayudarte a conseguir el espesor que deseas sin la necesidad de tener que alterar el sabor de la salsa. Eso sí, deberás añadir la cantidad de harina indicada y de la forma que te mostramos a continuación para evitar que se formen grumos.

Tan solo tienes que añadir en un vaso y poco de agua y una cucharada sopera de harina, diluirlo bien con la ayuda de una cuchara. Cuando esté listo, vuelve a colocar la salsa a cocer en una cacerola en el fuego y ve añadiendo poco a poco la harina. Ve removiendo al mismo tiempo para que no se hagan grumos y espera a que espese y quede bien ligada.

2

La harina de trigo no es el único ingrediente al que puedes recurrir para espesar una salsa que te ha quedado demasiado líquida. También encontramos la maicena, una harina muy fina de maíz que, a diferencia de la anterior, actúa como un espesante instantáneo, por lo que no hará falta llevar a cabo el proceso de disolución. Únicamente deberás agregar la cantidad de maicena que quieras a la salsa mientras esté hirviendo al fuego. Al finalizar la cocción, verás cómo obtienes esa consistencia más espesa que estabas buscando consiguiendo solucionar este pequeño problema de una forma muy sencilla y rápida.

3

Otra opción que puede dar buenos resultados especialmente para lograr espesar preparaciones como sopas, cremas o algunas salsas como la de setas por ejemplo, es agregar un poco de pan rallado. Este ingrediente cuenta con la capacidad de absorber muy rápidamente el líquido de cualquier salsa, por lo que también puede serte de utilidad. Para ello, tendrás que colocar la preparación en el fuego e ir agregando poco a poco el pan rallado sin dejar de remover de forma constante. Espera a que hierva algo más de tiempo y el resultado será una sopa, crema o salsa más espesa pero igualmente sabrosa.

4

Si has preparado una deliciosa crema de verduras, ya sea de brócoli, de espinacas, de calabacín, vichysssoise… pero notas que te ha quedado un poco líquida, ¡no te preocupes! Hay un ingrediente estrella como la patata que es ideal para espesar este tipo de preparaciones sin restarles su sabor original; además conseguirás un plato muchísimo más nutritivo. La patata se debe hervir con el resto de ingredientes siguiendo la receta en cuestión y, una vez que todo esté listo, se deberá triturar con la batidora para obtener la crema de verduras.

5

Como vemos son muchas las opciones para espesar salsas de forma sencilla, y otro de los productos claves para hacerlo es la nata para cocinar o crema de leche. Eso sí, antes de añadirla, debes tener en cuenta que en este caso además de aportar espesor, se suavizará un poco el sabor de la preparación.

6

¿Y para salsas dulces? Para estos casos, también tenemos una solución muy efectiva: añadir un poco de gelatina vegetal elaborada con agar-agar. Se trata de un tipo de gelatina muy utilizada como espesante natural especialmente en recetas de postres como gelatinas, cremas pasteleras, natillas, mermeladas, etc.

Si deseas leer más artículos parecidos a Cómo espesar una salsa, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Comida y bebida.

Pin
Send
Share
Send
Send